La hora de la prevención del consumo de drogas-alcohol.

Oscar  cursa una infancia con algunos problemas de conducta en la escuela primaria; le costaba aceptar la disciplina del aula e  inatención, pero pudo pasar de grados sin repetir. La experiencia del deporte le encantaba así como el contacto con compañeros en el club del barrio en el conurbano. Todo cambia cuando a los 12 años empieza a ir al secundario. Sus padres no perciben que tenía angustias y conflictos que lo llevaban a aislarse en su habitación horas y horas en la computadora. Cursaba una crisis adolescente que lo consumía en depresiones e incertidumbre. La autonomía de los padres y el establecimiento de la identidad es una tarea crítica en todos pero en él tenía características particulares ya que sus padres no lo percibían.

En muchos casos, y esto le pasó a Oscar, comienza a tomar alcohol .Me decía en la intimidad del consultorio que era una forma de “darse ánimo” para el contacto con chicas. Empieza a bajar su rendimiento en el secundario y abandona en segundo año. El conflicto no resuelto empieza a ganar terreno. Todo se complica cuando comienza a consumir marihuana y drogas estimulantes. Los compañeros cambian. Ya no hay club de barrio ni deporte. Rápidamente aparecen en esta edad,  mucho más fácilmente,  que en otros momentos de la vida y que se inter-relacionan cuando se empieza a depender de la sustancia: perdida del autocontrol sin conciencia de riesgos y consecuencias, deterioro de la capacidad cognitiva (atención, memoria, capacidad de pensar,etc) y abandono de toda actividad que no sea el consumir.

Una citación policial llama a los padres a la realidad. Había intentado con un grupo de compañeros de consumo robar un celular en la calle para hacerse de dinero para el consumo. Así lo conozco porque los padres acuden a la consulta luego de esta intervención preventiva de la Justicia. Ahora estamos viendo sus problemas que arrastra desde la infancia, una adolescencia que no termina de madurar y el establecimiento de una identidad .La  identidad es la  tarea central en la adolescencia : vocacional, sexual y generacional :dejar de ser hijo  de … para empezar a ser padre de otros. Las drogas no ayudan a establecer ese proceso de autonomía y libertad. Eso Oscar lo está aprendiendo en la comunidad terapéutica y también, además,  estamos ayudando a los padres en la tarea de este “segundo nacimiento” que es la adolescencia.

Juan Alberto Yaria

Director General GRADIVA. Rehabilitación en Adicciones.  

Compartir